Ruiz Mateos Rumasa

Biografia de Ruiz Mateos

José María Ruiz-Mateos y Jiménez de Tejada fue un empresario gaditano fundador de las empresas Rumasa y Nueva Rumasa. Este personaje público, pasó de ser un empresario modelo a protagonizar uno de los mayores escándalos financieros de la historia de España. A la vez poseía el título nobiliario de marqués de Olivara y ocupó un escaño de diputado en el Parlamento Europeo.

El gobierno español le expropió por Decreto de ley la sociedad financiera Rumasa. Esta expropiación se llevó a cabo en 1983 aludiendo a impagos de gran magnitud a hacienda y a su situación de quiebra virtual.

Más tarde, concretamente en 1991, adquirió el equipo de fútbol del Rayo Vallecano, perteneciente a liga de futbol española. También fue procesado por la adquisición de un escaño de diputado en el Parlamento Europeo. Dicha adquisición se produjo de manera fraudulenta, aunque tras su paso por el Tribunal Supremo y la Audiencia Nacional sería absuelto de los cargos en 1997.

En 2005 fue condenado, por alzamiento de bienes, a 3 años de prisión. En 2011 volvió a tener problemas con la justicia, en este caso con Nueva Rumasa, debido al engaño a los inversores al emitir unos pagarés que no se hicieron efectivos cuando la empresa cayó en quiebra.

El polémico empresario murió en el hospital del Puerto de Santa María (Cádiz) el 17 de agosto de 2015 a la edad de 84 años.

Primeros años de Ruiz-Mateos

José María nació en Rota (Cádiz) el 11 de abril de 1931. Fue el tercer hijo de 6 hermanos y durante su infancia residió en su ciudad natal. Su padre traslado su negocio de vinos a Jerez de la Frontera y se mudó. Estudio en el colegio de los Salesianos en Ronda (Málaga) y culminó sus estudios en la Escuela de comercio de Jerez graduándose como profesor mercantil.

Su actividad empresarial comenzó en 1961, cuando reunió un grupo de empresas con las que formó Rumasa (Ruiz-Mateos Sociedad Anónima). El logotipo de la empresa estaba constituido por un hexágono que tenía en su interior una abeja. Desde su traslado a Madrid en 1967 hasta los años 80 el grupo empresarial creció de manera exponencial facturando hasta 350.000 millones de las antiguas pesetas.

Expropiación de Rumasa

En 1983 el gobierno encabezado por el socialista Felipe González, decidió la expropiación de Rumasa haciendo alusión a la fragilidad del grupo bancario y de empresas. Esta medida adoptada por el partido socialista, recién llegado al poder, tuvo una gran repercusión social, ya que afectaba a un empresario enriquecido durante la dictadura de Franco.

Tras la expropiación, José María Ruiz-Mateos adopto una actitud agresiva contra el gobierno, huyó a Londres, no se presentó a juicios, se declaró en rebeldía, en sus declaraciones atacaba a personas e instituciones y se convirtió en un fugitivo de la justicia española.

Vida privada y religión

Fue un importante miembro del Opus Dei, donó grandes cantidades de dinero a entidades que pertenecían a dicha institución católica. Cuando se produjo la expropiación, las relaciones con el Opus se deterioraron y finalmente en mayo de 1986 le expulsaron por sus reiterados ataques a otros miembros.

Su vuelta a la vida pública se produjo tras su paso por la cárcel. Al salir del centro penitenciario compró el equipo de futbol del Rayo Vallecano, equipo que dirigía su mujer como presidenta. El equipo, adquirido en 1991, perteneció al empresario durante 20 años y en las camisetas aparecía el logotipo de Rumasa.

Carrera política

Fundó su propio partido político llamado Agrupación Ruiz-Mateos, y fue elegido eurodiputado del Parlamento Europeo en 1989. Fue juzgado por el Tribunal Supremo y el Tribunal Constitucional emitiendo sentencias con diferentes resultados. El 10 de febrero de 1997, la Audiencia Nacional lo absolvió de 2 delitos de falsificación de documentos, por los que la fiscalía pedía 12 de años de prisión.

A la vez que se llevaban a cabo todos los juicios y sus correspondientes sentencias, José María consiguió reconstruir su imperio con un nuevo holding llamado Nueva Rumasa.

Este nuevo conjunto de empresas llegó a dar trabajo a 20000 personas, pero también estuvo ligado a asuntos turbulentos y se vio obligado a salir a concurso de acreedores y de esta manera evitar la suspensión de pagos. Nueva Rumasa fue adquirida por Back in Bussines, un grupo de inversión dedicado a las liquidaciones de grupos empresariales.

Condena penal y entrada en prisión

En 2005, el empresario gaditano fue condenado a 3 años de prisión por la Audiencia Provincial de Madrid, en este casó por un delito de alzamiento de bienes. La Audiencia consideró que obtuvo dinero de manera ilegítima tras la venta del inmueble de la sede de la sociedad Mundo Joven. Dicho edificio se encontraba ubicado en la calle Alcalá de Madrid. Entró en prisión en 2007 por esta sentencia.

En 2012 se quedó sin pasaporte y por lo tanto no podía salir de España. Tenía la obligación de asistir al juzgado cada 2 semanas por una supuesta estafa de 7,3 millones de euros. Esta estafa provenía de la compra de 2 hoteles en Mallorca. En este mismo año la Audiencia Nacional dictaminó que la familia Ruiz-Mateos usaba el dinero de Nueva Rumasa para beneficio propio y para aportar capital a sus sociedades patrimoniales.

Últimos años y muerte

Tras una vida de subidas y bajadas, Ruiz-Mateos fue ingresado el 17 de agosto de 2015 en el hospital del Puerto de santa María. Tuvo una caída en la que se fracturó la cadera y que le obligó a pasar por quirófano en el mencionado hospital. Empeoró tras contraer una neumonía después de la operación y finalmente murió el 7 de septiembre de 2015 en el mismo hospital.
José María Ruiz-Mateos y Jiménez de Tejada fue todo un personaje del panorama español que nos dejó anécdotas como el “que te pego, leche” tras su suceso con el empresario y antiguo ministro Miguel Boyer o su disfraz con gabardina y peluca que le ayudó a escapar de los policías que le custodiaban en los juzgados.

Este empresario y político marcó una época en España, en la que pasó de una vida de lujos y de éxito, a una vida de juicios y cárcel.

0 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *